Ediciona > Directorios > Escritores > Jose Piqueras

Escritor Jose Piqueras

0 recomendaciones

Jose Piqueras Jose Piqueras
Barcelona, España
100% de información completada  100% completado 

Muestras de trabajo

 

Datos de Escritores

Especialidades

Ensayo

Narrativa

Relato breve

Libros electrónicos
http://amzn.to/1EobrIS
Audiolibros
ninguno
Editoriales

CreativeSpace

Títulos publicados

"Técnicas Narrativas Modernas"

Otros servicios

Corrección ortotipográfica y de estilo

Reescritura

Elaboro cursos de narrativa.

Dotación de contenidos.

Reseñas

Reseña crítica de Editorial Letra Clara. Gabinete de lectura. Madrid, 5 de diciembre de 2008.

(en base a un manuscrito previo a la estructura final de la novela, asimismo con un título provisional)

 

Estimado José:

Tras la lectura de "Buscando amor encontré a Maravilla", nos ponemos en contacto con usted para hacerle algunas apreciaciones que, esperamos, sean de su interés. Antes de nada, le agradecemos que nos haya confiado la valoración de su obra y le animamos a que continúe su labor literaria.

Se trata de un trabajo narrativo en primera persona que realiza un recorrido por la vida del protagonista desde su nacimiento hasta que conoce a Maravilla, superada la edad de los treinta años. El relato subjetivo afianza al personaje a su tiempo, lo cual, desde su voz de narrador, permite al lector ubicarlo en todo momento en espacio y según los acontecimientos que se van sucediendo a lo largo de su vida. Si esta característica, más o menos ajena al protagonista, sirve de elemento de evolución en el desarrollo de las páginas, es la evolución interna y la profundización en el personaje principal, principio y fin de la historia y sin la cual el relato carecería de sentido.

Es destacable que a este contenido se le haya dotado de una forma literariamente hablando más rica que la simple descripción de situaciones. Un escritor latente relatando su propia historia da pie, como en su caso, a que se introduzcan acotaciones en cuanto a su labor creativa, que queda explícita en algunas ocasiones: "No copies, no insultes al lector, no imites el estilo de otro escritor, sé tú mismo, sé auténtico, crea, crea, crea..." Elogiables principios. O como cuando se advierte de que se es consciente de que el resultado final puede que no concuerde con las normas establecidas de toda narración: planteamiento, nudo y desenlace. ("Si esto perteneciera al género narrativo...")

Nos parece loable que el escritor, se cual sea el género en el que quiera desenvolverse, pretenda transgredir lo establecido, porque, si no fuera de esa manera, poco podría aportar en su propuesta. Además de otros elementos en el transcurso de su trabajo, quizás sea el final apresurado lo que más llame la atención en ese sentido. Pero, por otro lado, ese desenlace se ve venir, en tanto en cuanto el título advierte de una consecuencia que no es hasta sus últimas páginas cuando se ve resuelto. El lector busca, espera, ansía la aparición de Maravilla; se sabe que tiene que ocurrir, pero, según va transcurriendo el relato, algo le dice que la consecución del "objeto" aludido en el título no será sino el punto final del libro. Puede que esta estructura responda a ese dicho de que lo importante no es la meta sino el camino que lleva a ella. Por otro lado, también hay quien reduce el hecho de escribir una novela al axioma: "alguien busca algo". Esa búsqueda es la historia, no tanto lo que ocurre una vez se encuentra.

Si en un principio, esa anhelante aparición de Maravilla puede producir que el lector se sienta algo defraudado, de otro lado es ese hecho que acaba por justificar todo el ensamblaje de esta historia. Maravilla es algo así como el mago de Oz de la vida del protagonista. En otro sentido, hay quien dice que la literatura no es sino un juego de seducción entre el escritor y quien le lee. Para seducir hay que inducir, hay que "enganchar" a las páginas. Si existe honestidad en el creador al establecer las normas de juego que plantea entre él y el lector, el relato se sostiene por sí mismo.

No quisiéramos dar la sensación de que esta característica de búsqueda sea la única que haga llevadera la historia, pues hemos descubierto una capacidad narrativa que se conjuga con un sentido del ritmo muy propicio para aquel fin. Y eso quizás se deba al trabajo "directo y sincero" que anuncia en la nota del principio del libro. Un estilo "directo y sincero" no es sinónimo de "simplismo"; desde nuestro punto de vista, ese hecho -que se ve efectivamente resuelto en su libro- es sinónimo de contar por parte del autor con solvencia narrativa y con una buena gama de recursos que emplear en cada caso.

Por todo ello, y porque en resumidas cuentas "Buscando amor encontré a Maravilla" nos parece un libro con calidad más que suficiente como para que sea publicado, le felicitamos.

Reciba un cordial saludo.

 


 





  Ej. Escritor Jose Piqueras